06 septiembre, 2009

ENTRE LA POLLADA Y LA NACIÓN

Aclaramos que el término "pollada" es un peruanismo peruanísimo y muy contemporáneo. Refiere a un evento social en el cual un grupo de personas (generalmente una asociación o una familia), organiza una fiesta donde la estrella aparente es el pollo. Para esto se confeccionan tarjetas valoradas (entre 2 y 3 dólares) que serán distribuidas entre conocidos, vecinos y amigos. El portador de la tarjeta, generalmente accede a un suculento plato que contiene indefectiblemente una presa de pollo de dimensiones variables, un poco de ensalada, un trozo de papa hervida y, en algunos casos, un trozo de maíz; todo acompañado por una salsa picante hecha en base a ají. La promesa es invariable: la reunión será "bailable" es decir, contará con un poderoso equipo de amplificación con música tropical o, en los casos de polladas más institucionalizadas, conjuntos musicales en vivo y quizá alguna que otra "celebridad". El consumo de los platos con pollo se rocían indefectiblemente con grandes caudales de cerveza, proporcionados entusiastamente por las empresas cerveceras peruanas que entregan sin mayor trámite varias decenas de cajas del licor a consignación. El objetivo de las polladas es recaudar fondos, ya sea para la construcción de un aúla en la escuela del barrio, para el viaje al extranjero de algún miembro de la familia o para financiar los usualmente altísimos gastos médicos de algún paciente. en las polladas se gestan parejas, se rompen matrimonios, se concertan negocios, se establecen lazos y enconos. Es tan importante la presencia de las polladas en la vida nacional que hay quien propone que la vicuña del escudo nacional sea reemplazada por un pollo. La forma de preparación del ave varía de lugar a lugar, pero usualmente se hierve previamente las presas de pollo, luego se sazonan con sal, pimienta, ají y otras especias y se coloca en la parrilla para terminar de dorarlo en las brasas. Vaya esta entrada para todos aquellos que siempre me preguntan en el extranjero: "Qué cosa es una pollada... porque vemos que la Bozzo siempre encuentra sus casos en ella". Aquí un par de ejemplos de tarjetas, una imagen de una pollada tradicional y un reciente comercial de Inka Kola, alabando la creatividad de las polladas.

Moderna tarjeta de pollada

Hasta los partidos políticos financian sus campañas a punta de polladas


Este es el resultado esperado

3 comentarios:

Yony W. Amanqui Tacar dijo...

En un coloquio de estudiantes de historia se presentó una ponencia que nos hacia ver el proceso que va de la parrillada a la pollada. El pollo hoy en día es la carne principal en todo plato de comida peruano. Sería "bacán" investigar como el pollo desplaza alas carnes rojas. Una vez estuve por Polobaya, y un agricultor me mencionaba que años atrás muchos se dedicaban al comercio de ganado vacuno y ovino para ser vendidos en la ciudad de Arequipa. Cuando aparecio el polo, el negocio se fue por los suelos.
Algo más, muchas veces las consecuencias de una pollada son asesinatos.

Cayetano dijo...

Curiosa y divertida entrada nos traes hoy.
Vaya con la pollada. Debe ser una costumbre muy arraigada la de hacer en vuestra tierra esta especie de fiesta- guateque- comilona- jolgorio-borrachera... de finales imprevisibles dados los efectos que el alcohol provoca en hígados que metabolizan mal la bebida.
Como decimos por aquí: que sea para bien.
Un saludo.

Juan dijo...

Jajajajaja. Imagino que sabrás qué es la pollada en España de cuando estuviste entre nosotros. Jajajaja. No seré yo quien diga que es polla en España, que no es precisamente la hembra del pollo. Jajajaja. De ahí que decir Chachapoyas o Machu Pichu en clases de adolescentes españoles pues es exponerse a no poder poner orden el resto de la hora ante las risas de los jovenzulos.
Saludos y muy graciosa tu entrada. Jajajajaja.