24 septiembre, 2009

ENTRE LA VIOLENCIA Y EL MIEDO A LA VERDAD


Salomón Lerner Febres, amenazado por luchar por la verdad


Primero envenenaron a sus dos perros, luego vinieron las llamadas amenazadoras... Lo cierto es que decir la verdad es un oficio peligroso en el Perú. Salomón Lerner Febres encabezó la comisión que se dedicó a establecer el porqué tuvimos las cotas de violencia que sufrimos y quién o quiénes eran los responsables de las mas de 69 mil víctimas en una guerra fratricida, cruel y perversa. Resulta natural que los recalcitrantes seguidores del criminal Fujimori, condenado por violaciones a los derechos humanos, defiendan el actuar de los agentes del Estado y pretendan disculpar las terribles matanzas provocada por ellos calificándolas de simples "excesos". Lo que sí resulta incomprensible es que el actual ministro de defensa (así como varios de sus predecesores) hagan también de caja de resonancia de aquellos que hacen de la campaña contra el Informe de la Comisión de la Verdad y Reconciliación. Este informe es histórico, en primer lugar porque se hizo en el tiempo previsto, en segundo lugar porque es el único informe que encuentra a las organizaciones subversivas responsables de la mayoría de las violaciones de derechos humanos. Ahora que Salomón está siendo objeto del ataque de estos sectores, los cuales por atacar supuestamente al terrorismo terminan pareciéndose peligrosamente a sus enemigos, es cuando se hace más necesario y urgente que el informe llegue a la mayor cantidad de peruanos y que se desvelen estas oscuras maneras de entender la política. Nuestra solidaridad con este peruano digno y entero.


El Ojo que Llora, memorial a las víctimas de la violencia en el Perú